A Coruña,  Galicia

Qué ver en Muxía – tradición y leyenda en Costa da Morte

Es uno de los lugares con más misticismo y religiosidad de Galicia, etapa epílogo del Camino de Santiago y una villa que no puedes perderte en tu paso por mi tierra. Por su famoso santuario cargado de simbolismo, por su ambiente marinero, por su mezcla de tradición y modernidad, por acoger el punto más septentrional de la Península Ibérica.

Por todo esto y mucho más me dispongo a contarte qué ver en Muxía y a darte una serie de recomendaciones, según mi experiencia, para comer rico y domir de lujo en este increíble municipio de Costa da Morte.

 

Para ir calentando motores, echa un vistazo a esta ruta por una de las zonas más auténticas y, probablemente, menos conocidas de Galicia:

RUTA EN COCHE POR COSTA DA MORTE – LA GALICIA MÁS INDÓMITA

 

Dónde está Muxía, cómo llegar y cuándo visitarla

Santuario Virxe da Barca en Muxía

Formado por catorce parroquias, el municipio coruñés de Muxía pertenece a la Comarca de Fisterra y se alcanza fácilmente por la AG-55 desde A Coruña y Lugo; por la AC-441 desde Ourense y desde la capital gallega, Santiago de Compostela; y a través de la AP-9 si llegas desde el sur de Galicia.

Cabe la posibilidad de llegar a Muxía en autobús desde Santiago con empresas como Monbus, cuya ruta tarda entre dos y tres horas en función de las paradas. Ten en cuenta que el bus te deja en la población de Muxía, donde puedes ver algunos de sus puntos de interés (villa, puerto, santuario, secaderos de congrios…), pero necesitarás coche para moverte por sus alrededores y llegar a otros lugares alucinantes de Muxía: sus playas, miradores, cabos y faros.

Por eso lo mejor y más cómodo es visitar Costa da Morte en coche propio. Si no dispones de él o llegas a Galicia en avión, considera alquilar un coche para no perderte ningún rincón.

 

CÓMO MOVERTE POR COSTA DA MORTE

Visitar Costa da Morte en transporte público es prácticamente inviable por las complicadas comunicaciones para llegar a todos los puntos de esta ruta, aunque puedes moverte en autobús (con baja frecuencia) entre sus principales poblaciones.

Te recomendamos recorrer Costa da Morte en tu propio vehículo o bien alquilar un coche a través de Autoeurope, un metabuscador que ofrece condiciones y precios inmejorables, y que nosotros utilizamos a menudo en nuestros viajes.

En la imagen inferior tienes el enlace.

La mejor época para visitar Muxía es…¡cualquiera! En verano podrás disfrutar de buen tiempo, de un baño en sus playas, de comer en sus terrazas. También hay más gente, lo que se traduce en precios algo más elevados. Atención al segundo domingo de septiembre, cuando tiene lugar la Romería da Virxe da Barca en el santuario: mucha gente, mucho ambiente y reserva previa obligada para comer en sus restaurantes.

El resto del año, Muxía también tiene mucho encanto y en invierno cobra un atractivo especial al contemplar el mar (de lejos, eso sí, que tiene su peligro) en su máximo apogeo contra las rocas. ¡Es un espectáculo memorable!

¿Cuanto tiempo dedicar a Muxía? En esto, como en todo, cada una tiene sus intereses y su ritmo. Entre dedicarle una mañana deprisa y corriendo hasta pasarte una semana en la zona (y tendrías cosas que ver) hay un punto medio. Lo razonable sería que, como mínimo, te quedes dos días completos en Muxía para disfrutar de sus principales atractivos, que no son pocos. Y vas apretada, que lo sepas.


Muxía, leyendas y etapa epílogo del Camino de Santiago

Qué ver en Muxía: Santuario da Virxe da Barca

Muxía está íntimamente ligada al Santuario da Virxe da Barca, un lugar místico de gran espiritualidad, que se encuentra a pie de mar en las cercanías de la villa.

En este enclave tan especial se origina la leyenda más sonada de Muxía, la que asegura que hasta esta costa llegó la Virgen en una barca de piedra custodiada por ángeles para alentar al Apóstol Santiago en sus predicaciones por Galicia. Una vez la Virgen cumplió su misión, los mismos ángeles se encargaron de levantarla hacia el cielo. Y allí se quedó la barca de piedra, abandonada a su suerte sobre los peñascos del Monte Corpiño.

Es en este punto cuando comienza la segunda parte de la leyenda, en la que la barca se dividió en tres grandes piedras que aún hoy se conservan junto al santuario. Cada una cumple su función: la Pedra de Abalar, la Pedra dos Cadrís y la Pedra do Timón.

De estas tres piedras sagradas la que correspondería a la base de la barca es la Pedra de Abalar, a la que la creencia popular atribuye poderes adivinatorios. Para eso hay que balancearse sobre ella e intentar moverla, lo que se conoce en gallego como «abalar a pedra». En la actualidad está partida en dos y ya no se puede cumplir con este ritual, que yo he visto hacer tantas veces cuando era niña. Se supone que quien logra moverla es un alma pura, libre de pecado, y si la piedra se queda inmóvil es porque quien trata de «abalarla» es…¡un pecador redomado!

Qué ver en Muxía: piedras del santuario

La segunda piedra es la Pedra dos Cadrís, que  correspondería a la vela de la embarcación de la Virgen. Tiene un hueco inferior por el que pasan los devotos para intentar aliviar sus dolores de espalda. Es una tradición que se repite en otros santuarios de Galicia, como el de Pastoriza en el ayuntamiento coruñés de Arteixo.

La última piedra, la Pedra do Timón, correspondería, como indica su nombre, al timón de la barca. Muy cerca está la Pedra dos Namorados que, aunque no guarda relación con la leyenda, es visitada por las parejas o aquellos que buscan a su «media naranja».

Además de esta curiosa leyenda, el Santuario da Virxe da Barca es lugar de peregrinación, tanto por sí mismo como por la ruta jacobea de la que forma parte.

Sí, Muxía es uno de los destinos (junto con Fisterra) de la etapa del Camino de Santiago conocida como Camiño de Fisterra y Muxía. Es una ruta que parte de la capital gallega y se alarga durante 87 kilómetros hasta Muxía, pasando por lugares de gran interés cultural como las aldeas de Ponte Maceira, Olveiroa y Lires. También de interés natural, como la Ruta da Auga de Zas o la Fervenza do Ézaro en Dumbría


Dónde dormir en Muxía: alojamientos con encanto

Que sí, que sí. Enseguida te cuento al detalle todo lo aquello que ver en Muxía. Pero, si eres de las que buscas alojamientos con encanto en tus viajes, déjame recomendarte un par. Son muy conocidos y suelen tener su demanda, por lo que te sugiero que hagas tu reserva con cierta antelación si te decides a visitar Muxía en temporada alta, es decir, en verano.

Alojamientos en la villa de Muxía:

  • A de Loló: hotelito bien de precio, limpio, céntrico y con decoración básica. Disponen de restaurante con excelentes referencias. Un clásico en Muxía.
  • Apartamentos Mar de Fondo: la mejor opción si vas a estar varios días por Costa da Morte. Situados en una céntrica casa tradicional de piedra, limpios, con decoración exquisita y totalmente equipados. A partir de 160 € por noche para cuatro personas en temporada alta.
  • Apartamentos Praia do Capitán: están en una antigua casa de piedra de pescadores reformada. Con mucho encanto, bien decorados, con todo lo necesario para cocinar y ubicados en el centro. Sobre 110 € por noche / dos personas en temporada alta.

Hay muchos otros apartamentos y hoteles en Muxía. Te recomiendo que eches un vistazo en este enlace.

*Un apunte sobre el Parador de Costa da Morte en Muxía. A pesar de que se publicita como un edificio perfectamente integrado en la naturaleza, en mi opinión ha sido un error construir un hotel de este tipo en un espacio natural protegido en plena costa y a pocos metros de la Playa de Lourido, por lo que no puedo recomendarlo. 


Qué ver en Muxía

El municipio de Muxía tiene un montón de rincones interesantes que combinan naturaleza, tradiciones, arte urbano, miradores, faros y patrimonio religioso. Aquí te dejo los que considero que son los lugares imprescindibles que ver en Muxía y un par más singulares para que disfrutes a tope de este increíble lugar de Costa da Morte.

Santuario da Virxe da Barca, uno de los emblemas de Muxía

Santuario da Virxe da Barca, un imprescindible en Muxía

Hace un par de párrafos que te he contado lo impresionante que es el Santuario da Virxe da Barca de Muxía y las leyendas que lo rodean, por lo que no me extenderé más.

Sólo decirte que el templo está a sólo cinco minutos caminando del casco viejo de Muxía, por lo que te recomiendo aparcar en la zona del puerto e ir paseando. Otra opción es dejar el coche en el aparcamiento habilitado junto al santuario. Allí verás algunos puestos donde venden artesanía tradicional y velas para ofrecer a la Virgen en el interior del templo. Es uno de los lugares de peregrinación más importantes de Galicia y su romería principal se celebra en septiembre.

Junto al conjunto del santuario y de las Piedras sagradas hay un pequeño faro, el Faro de Muxía. 


Monumento «A Ferida»: Nunca máis!

Qué ver en Muxía: A Ferida

En la parte superior del santuario hay otro monumento cargado de gran simbolismo para los habitantes de Costa da Morte. Es A Ferida, un gran monolito partido en dos por una hendidura que representa la castástrofe ambiental que sufrió Muxía y, en general, toda esta costa, con el hundimiento del Prestige.

El 13 de noviembre de 2002 el petrolero Prestige se quiebra frente a la costa gallega, esparciendo todo el fuel por el mar y la costa gallega. Muxía se consideró la «zona cero» del desastre por ser el primer lugar donde el chapapote derramado por el petrolero tocó tierra. Miles de voluntarios de toda Galicia, muchos llegados también de otras regiones españolas, se volcaron con la limpieza del fuel, que retiraron con sus propias manos. Este movimiento ciudadano tenía como lema una frase que seguro que te suena: el grito unánime de Nunca máis!

Fue una auténtica tragedia para Muxía, para Costa da Morte y para Galicia. Por ello no tardaron en alzarse monumentos para recordar la catástrofe y que ésta no se repita, como el Monumento a los Voluntarios en San Vicente do Mar (O Grove). A Ferida es uno de los más representativos por estar, además, en el «lugar de los hechos».

Junto a A Ferida encontrarás el mojón con el punto cero del Camino de Fisterra y Muxía, que forma parte de la ruta jacobea.


Mirador do Corpiño, un observatorio en 360 grados

Qué ver en Muxía: Mirador do Corpiño

Un poco más arriba del Santuario da Virxe da Barca darás con uno de los mejores miradores de Muxía. Para alcanzarlo no tienes más que ascender unos 100 metros siguiendo la señal y pronto llegarás al Mirador do Corpiño, (haz click para ver su ubicación). Es un estupendo observatorio en 360 grados desde el que verás la villa de Muxía, el conjunto del santuario, las Piedras sagradas, el monumento A Ferida y el Faro de Muxía.

A lo lejos no te costará distinguir otro de los símbolos de Costa da Morte: Cabo Vilán y su faro, que pertenecen al Concello de Camariñas.


Pueblo y villa de Muxía, el sabor de la tradición

Suena a tópico, pero lo mejor que puedes hacer para conocer la villa de Muxía es pasear por sus calles sin muchas expectativas. Encontrarás un pueblo muy acogedor con callejuelas ascendentes y casas tradicionales marineras de piedra, algunas con balconadas de madera.

Otra zona bonita para pasear es la del puerto. Entre sus principales capturas destacan la merluza, el besugo, la dorada y el congrio. En su lonja se puede encontrar fácilmente pulpo y nécora.


 

ARTE URBANO EN MUXÍA

Junto al puerto de Muxía se encuentran algunas manifestaciones de arte urbano que cubren gran parte de la zona del malecón.

La que más sobresale, por su estética y por su significado, es el mural creado por Yoseba Muruzábal, conocido como Yoseba MP.

Es un artista gallego que se dedica a retratar en los muros a las «superabuelas do rural», personajes reales con los que rinde homenaje a las abuelas gallegas que, además de criar a sus hijos y hacer las labores del hogar, trabajaban en profesiones muy duras.

Es el caso de la protagonista del mural de Muxía, «Claudina, a ninja das olas», que trabajó recogiendo percebe desde los 15 a los 65 años, y que aparece saltando sobre las rocas como el famoso ninja Naruto.

 


Secaderos de Congrios, los últimos de la Península

Qué ver en Muxía: secadero de congrios Os Cascóns

Una de las curiosidades que ver en Muxía son sus secaderos de congrios, que son los dos únicos que quedan en la Península y de los pocos que hay en el mundo.

¿Cómo se asentó en Muxía esta tradición de secar el congrio? Con la ruta medieval de peregrinaje hasta Muxía llegaron hasta aquí los bilbilitanos, originarios de Aragón, que traían cuerdas para los barcos de la villa. De vuelta se llevaban los congrios secos que convirtieron en una delicia en su tierra y que todavía se sigue consumiendo, sobre todo en Semana Santa y Navidad. De hecho, en la Semana Santa de Muxía tiene lugar la Festa do Congrio, en la que los restaurantes de la localidad preparan distintos platos a base de este peculiar pescado.

Hay dos secaderos de Congrio en Muxía. Uno conocido como A Pedriña, pasando la Playa do Capitán y de camino al Santuario da Virxe da Barca; otro a las afueras del casco viejo de la villa, llamado Os Cascóns. Cualquiera de los dos merece ser visitado para conocer el proceso artesanal de curación y secado del congrio.


Cabo Touriñán, el último ocaso peninsular

Qué ver en Muxía: Cabo Touriñán

No te puedes ir de Muxía sin ver Cabo Touriñán. Bueno, sí puedes, pero te perderás uno de los paisajes más llamativos del municipio, en el que el faro es protagonista sin ser especialmente bonito, al ser la única construcción en esta zona en la que la que sobresalen mar y naturaleza.

¿Sabes que Cabo Touriñán se conoce como «el último ocaso peninsular«? Del 21 de marzo al 25 de abril y del 13 de agosto al 22 de septiembre. Estas son las fechas en las que Cabo Touriñán se convierte en el lugar en que el sol se pone más tarde en la Europa peninsular, en su punto más occidental.

No sólo te recomiendo vivir en el cabo ese momento mágico del atardecer o «finis solis»más tardío de Europa, si no también completar alguna de las rutas de senderismo que hay en esta zona de costa. Como la que rodea en tramo circular el faro, unos 4,5 km pegaditos al mar que forman parte de la séptima etapa del Camiño dos Faros.


Monte Facho Lourido, un mirador hacia Costa da Morte

Qué ver en Muxía: Mirador Facho Lourido

Tiene sólo 312 metros de altitud sobre el nivel del mar pero es, sin duda, uno de los mejores miradores de Muxía. El Monte Facho Lourido permite ver en la lejanía puntos tan emblemáticos de Costa da Morte como Cabo Vilán y Cabo Touriñán y, en medio, Camariñas y Muxía con sus mejores playas.


Playa de Nemiña, domando las olas

Qué ver y hacer en Muxía: playa de Nemiña

Casi un kilómetro de extensión en mar abierto y con arena fina, la Playa de Nemiña es una de las más bonitas y espectaculares de Costa da Morte. Su fuerte oleaje la hace favorita de quienes practican surf, por lo que siempre está llena de surfistas y de gente paseando por su orilla.

Como casi todas en la zona, su carácter salvaje y su emplazamiento la hacen ideal para desconectar del bullicio y dar grandes paseos al atardecer.

¿Otras playas chulas en Muxía? Hay 10 playas en el «concello» -Area Maior, A Cruz, Espiñeirido, O Lago, entre otras- pero mi preferida es la Playa de Lourido. En sus inmediaciones hayan construido el Parador de Costa da Morte que, como ya he comentado, estropea considerablemente el entorno natural.


Caldeiras do Castro, la fuerza del agua

Las Caldeiras del río Castro es uno de los lugares turísticos más frecuentados de Muxía por lo atractivo del espacio natural. Aquí el río forma una caída en cascada y, a sus pies, una serie de piscinas naturales en las que refrescarse en verano.

Hay un área recreativa con merendero para comer y una capilla en sus inmediaciones, San Outel de Castro.


Otras cosas que ver y hacer en Muxía

Para completar tu experiencia te propongo varios planes en Muxía; puedes escoger entre ellos según tus intereses.

  • Hacer la Ruta del Románico para descubrir su patrimonio religioso

Hay varias iglesias románicas en Muxía y para conocerlas nada mejor que hacer la llamada Ruta del Románico. Entre ellas están Santa Leocadia de Frixe, del s. XII, el pequeño templo de San Cristovo de Nemiña o San Martiño de Ozón, de cuya iglesia románica se conservan dos ábsides de forma circular.

En la misma parroquia de esta última iglesia está el Hórreo de San Martiño de Ozón, el tercer hórreo más grande de Costa da Morte después de los de Lira y Carnota, con 27,3 metros de longitud.

Dentro de esta ruta cultural por el románico de Muxía sobresale el santuario de San Xiao de Moraime, también del s. XII, acompañado de un cruceiro y de la casa rectoral. En su interior se conservan a duras penas unas polémicas pinturas murales (hay quien las data en el Medievo y quien lo hace en el s. XVII) y su portada con arquivoltas recuerda a la de la Catedral de Santiago. Es uno de los templos más importantes de Costa da Morte.

  • Completar el Paseo do Río Negro

Un agradable paseo sin ninguna dificultad, apto para toda la familia, en la parroquia de Moraime, en el que descubrirás varios molinos de agua restaurados junto al río, mientras caminas por su ribera. El río desemboca en la playa de Area Maior, también llamada Os Muiños, que es justo donde finaliza esta pequeña ruta, donde puedes aprovechar para darte un baño tras la caminata.

  • Vivir alguna de sus ferias y romerías

En todos los pueblos y villas de Galicia se celebran ferias y pocos hay en los que falte una buena romería tradicional en la que honrar a su Virgen a su «santo patrón». Y Muxía no iba a ser menos.

Cada martes y viernes por la mañana se celebra un mercado con puestos callejeros por las calles donde se venden todo tipo de productos; y el primer lunes de cada mes hay un mercado o feria mayor: la Feria de Senande.

La romería más conocida es la de la Virxe da Barca, que procesiona hasta el santuario cada segundo domingo de septiembre. Excepto si cae en día 8, que en ese caso pasaría al domingo siguiente. ¿El motivo? No lo sé, pero intentaré averiguarlo.

Otras fiestas populares de Muxía son la Festa Caballar de Quintáns y la famosa Festa do Congrio, de la que ya he hablado en el apartado de los secaderos de congrios. Esta última, si no me equivoco, es única en Galicia.

  • Visitar el Mercado Rutas do Mar

Como dice el eslógan de la villa «Muxía es todo mar» y hay una fiesta que celebra sus tradiciones marineras que es el Mercado Rutas do Mar. En él se organizan eventos para disfrutar de la gastronomía y la música y para dar a conocer los oficios relacionados con el mar. Tiene lugar en agosto y dura varios días.

Lo curioso de esta fiesta es que los habitantes de Malpica se disfrazan de personajes del s. XX, vistiéndose de época.

  • Hacer turismo ornitológico en la Ría de Lires

Si te gusta la observación de aves estás en el lugar adecuado ya que Costa da Morte tiene una gran biodiversidad con numerosas playas, zonas de dunas y acantilados que acigen a numerosas especies de aves.

Uno de los mejores lugares para poner en práctica esta afición es la Ría de Lires, un enclave perfecto donde observar aves.

  • Seguir el Camino a pie hasta Fisterra

Si de Santiago a Muxía hay 87 kilómetros, de Muxía tan sólo tendrías que recorrer unos cuantos más para plantarte en otro lugar de gran simbolismo para los peregrinos que emprenden el Camino de Santiago: Fisterra. Este recorrido es conocido como el Epílogo del Camino o Camino a Fisterra y Muxía y es una ruta que recorren muchos peregrinos que no se dan por satisfechos con finalizar su andadura jacobea en Santiago y buscan el misticismo de estos dos enclaves mágicos de Costa da Morte.


Qué ver cerca de Muxía

Camariñas, Cabo Vilán, Camelle, Fisterra, Vimianzo, Corcubión, Cee y Dumbría (con la famosa Fervenza do Ézaro). Y todo en un radio de unos 20-30 km y a media hora-40 minutos en coche como máximo. No me digas que no tienes dónde elegir…

Pásate por mis artículos de Costa da Morte y coge ideas.


Mapa con los imprescindibles de Muxía

En este mapa elaborado por mí he marcado los principales puntos de interés de Muxía y alrededores, incluyendo el santuario, otros templos del municipio, playas, miradores, espacios naturales y restaurantes recomendados, para que tu experiencia en esta zona de leyenda de Costa da Morte sea lo más completa posible.

Recuerda que puedes compartir el mapa o guardarlo en el móvil para consultarlo cuando ya estés en Muxía.


Más sobre Costa da Morte


 

¿ESTÁS PREPARANDO UN VIAJE A GALICIA? TE AYUDAMOS

Busca los mejores vuelos aquí

Reserva los mejores hoteles aquí

Consigue hasta 34 euros de descuento reservando un apartamento aquí

Reserva los mejores traslados aquí

Las mejores excursiones aquí

 


⇔ Si en algún momento te hemos ayudado con nuestros artículos y quieres apoyar el proyecto para que sigamos creando contenido gratuito, puedes COLABORAR HACIENDO CLICK AQUÍ. ¡Gracias!

⇔ Te recordamos que ni éste ni ningún otro contenido de este blog está patrocinado. No aceptamos invitaciones ni patrocinios de guías, hoteles, restaurantes u oficinas de turismo a cambio de una buena crítica.

⇔ Pagamos de nuestro bolsillo todos los gastos de nuestros viajes y por ello todas nuestras opiniones son libres y no condicionadas.

⇔ Si te interesa nuestro contenido recuerda que puedes suscribirte a nuestra newsletter en la parte superior del blog para recibir cada uno de nuestros artículos en tu correo electrónico y así no perderte ni uno.

⇔ De acuerdo a nuestra política de transparencia te recordamos que utilizar los enlaces de afiliación no conlleva ningún coste para nuestros lectores, pero para nosotros supone un medio para mantener el blog activo. Te agradecemos su uso y esperamos que te resulten útiles.

Comparte en tus Redes Sociales

Escritora de viajes, apasionada de la naturaleza y el arte, allá donde voy me acompañan mi cuaderno y mi cámara de fotos. Te cuento nuestros viajes por libre para animarte a organizar los tuyos. ¡Y muchos planes por Galicia!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies para asegurar la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si continúa navegando entenderemos que está de acuerdo con la política de cookies, plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Content is protected !!