Explorando el Castillo de Santa Cruz – Oleiros

A veces nos empeñamos en buscar planes lejos de casa y no sabemos apreciar lo que tenemos cerca, lo que llamamos «paraísos cercanos». Nos olvidamos de dar a conocer esos pequeños lugares y rincones a pocos kilómetros de nuestra ciudad, o en la ciudad misma, donde pasamos pequeños momentos de nuestra vida en familia paseando, disfrutando del paisaje o simplemente perdiendo el tiempo.

Uno de estos lugares es Santa Cruz, una localidad a las afueras de A Coruña perfecta para pasar alguna tarde de fin de semana recorriendo su paseo marítimo, jugando en alguno de sus parques o explorando su castillo.

El Castillo se encuentra en la localidad de Santa Cruz, que pertenece al Concello de Oleiros (A Coruña) el municipio más rico de Galicia,con un alcalde músico de profesión que lleva en la alcaldía casi 40 años y tiene una forma de hacer política muy peculiar. Pero esa…es otra historia.

El castillo se ubica en una isla a la que se accede cruzando una pasarela peatonal de madera, lo que confiere al lugar un aspecto de lo más bucólico.

Castillo de Santa Cruz

⇒ En coche: Para llegar al Castillo de Santa Cruz desde A Coruña en coche debemos tomar la AC-11 hacia la salida de la ciudad, cruzar el Puente Pasaxe y seguir por la AC-173 dejando atrás las localidades de Santa Cristina y Bastiagueiro. En unos 8 kilómetros y apenas 15 minutos habremos llegado a Santa Cruz.

⇒ En autobús: Desde la Estación de Autobuses de A Coruña se toma el bus Alsa-Calpita nº 170 con destino Santa Cruz. Tras 25 minutos y unas 15 paradas, el autobús nos deja a unos 200 metros del castillo.

  • BREVE HISTORIA DEL CASTILLO DE SANTA CRUZ

El Castillo de Santa Cruz es una fortaleza que sirvió como baluarte defensivo desde los siglos XVI al XVIII, protegiendo la ciudad de A Coruña de ataques marítimos junto con otros dos castillos: el de San Antón, en el frente opuesto a Santa Cruz y a la entrada de la Ría de A Coruña, aún se conserva y se puede visitar y el de San Diego fue demolido y ya no existe.

Tras perder su valor estratégico y ser abandonado, el castillo fue comprado por José Quiroga Pérez de Deza, marido de la escritora Emilia Pardo Bazán, para construir una residencia de verano. Más tarde su hija decidió donarlo al ejército en 1939 para alojar en verano a los huérfanos de guerra. En 1978 volvió a quedar desocupado.

Castillo de Santa Cruz- Puente

Unos años más tarde, en 1989, el Ayuntamiento de Oleiros compró el castillo para dedicarlo a la educación ambiental. En 2001 se estableció allí el CEIDA (Centro de Extensión Universitaria y Divulgación Ambiental de Galicia) y hoy se utiliza para divulgar actividades y realizar exposiciones relacionadas con la protección del medio ambiente.

El Castillo de Santa Cruz fue declarado Bien de Interés Cultural y es el emblema del Ayuntamiento de Oleiros.

  • VISITA AL CASTILLO DE SANTA CRUZ- QUÉ VER

Una vez cruzamos la pasarela de madera que da acceso al recinto amurallado, nos encontramos con el edificio principal, que ha sido rehabilitado. Aquí se encuentran las oficinas del CEIDA y se realizan exposiciones sobre protección ambiental y otros eventos. También hay un palomar y una capilla.

Entrada al Castillo de Santa Cruz

Si vamos rodeando el castillo por su exterior a lo largo de sus casi 2 hectáreas de extensión, nos vamos encontrando los jardines con distintas especies de árboles, y la muralla que lo circunda.

Castillo de Santa Cruz

En la parte posterior están las celdas para prisioneros y las casamatas donde se guardaban las armas y el arsenal militar, a las que no podemos entrar porque están cerradas. Toda la zona tiene una serie de pasarelas de madera para hacer más fácil el acceso.

Celdas del Castillo de Santa Cruz

Desde el la isla tenemos distintas perspectivas de parte de la ciudad de Santa Cruz y su costa, en la que destaca su playa. No es de las mejores del municipio, pero sí que constituye un perfecto enclave en el que asentarse un castillo.

La costa de Santa Cruz desde el castillo

También podemos avistar a lo lejos el puerto de A Coruña y su ría, con una de las vistas más bonitas de esta parte de la ciudad herculina.

Vistas del puerto de A Coruña desde el Castillo de Santa Cruz 

Los horarios de visita del castillo son:

⇒ Invierno:

  • De lunes a viernes: 10-14 h. e 16-19 h.
  • Sábados: 11-14 h.

⇒ Verano:

  • De lunes a viernes: 10-14 h. e 18-21 h.
  • Sábados: 11-14 h.

La pasarela de madera abre sobre las 8:30 de la mañana y cierra a las 22:30 (invierno) ó 23:00 horas (verano).

  • EL CASTILLO DE SANTA CRUZ AL ATARDECER

Si hay un momento del día en que el castillo está especialmente bonito es el atardecer. Lo ideal es visitarlo a última hora y después dedicarnos a recorrer su breve paseo marítimo para acabar tomando algo en una de las terrazas próximas donde veremos como el sol se pone sobre la diminuta isla, creando un juego de luces y sombras realmente inolvidable.

Castillo de Santa Cruz al atardecer

Además, visitar el castillo al atardecer tiene un plus, ya que es uno de los momentos que no debemos perdernos para sacar las mejores fotos, en mi opinión, del castillo y su entorno.

Atardecer en el Castillo de Santa Cruz
  • ALREDEDORES DEL CASTILLO – QUÉ VER 

Santa Cruz es una localidad muy pequeñita, pero además de su castillo ofrece varias visitas reseñables que no debemos perdernos, como su paseo marítimo y la playa en la que se ubica.

Playa de Santa Cruz

⇒ SANTA CRUZ CON NIÑOS

Si vamos con niños tenemos varios parques interesantes en los que disfrutarán de lo lindo: el Parque das Galeras (que ofrece unas vistas espectaculares de Santa Cruz y su bahía), el parque infantil del pueblo situado cerca del Centro Médico y la explanada junto al paseo marítimo que sirve como pista de patinaje.

La Biblioteca Pública, ubicada en las Torres de Santa Cruz, realiza muchas actividades infantiles a lo largo del curso escolar, principalmente cuenta cuentos, teatro y otros eventos.

  • LA INCREÍBLE HISTORIA DE LA PARDELA CINCENTA

Hay una historia que queremos contaros y que sucedió en Santa Cruz, junto al castillo, hace más de treinta años. Aunque parece increíble, es real y nos enseña lo hermoso, noble y sorprendente que es el mundo animal y la importancia de respetarlo y preservarlo.

Esta historia comienza en 1985, cuando una pardela cenicienta (especie de ave que vive en mar abierto) se dirigía al norte de Europa, procedente de África, para pasar la temporada estival en un sitio más fresco. Pero esa pardela decidió cambiar su rumbo, no se sabe el motivo, abandonar a su grupo y quedarse en Santa Cruz a pasar el verano.

La Pardela Cincenta, imagen de laopinioncoruna.es

La historia no pasaría de simple anécdota si no fuera porque la Pardela Cincenta volvió al año siguiente, y al otro, y al otro más. Y así durante quince años. La pardela se alojaba, literalmente, en la terraza del antiguo Hotel Portocobo, donde el personal del hotel la cuidaba y los clientes la acariciaban con mimo.

Durante el día, la simpática pardela volaba mar adentro y por las tardes sobrevolaba el castillo y paseaba por toda la localidad de Santa Cruz, donde no tardó en ser querida por niños y adultos. Y hasta hizo un amigo perro con el que compartía tardes de descanso en un banco del paseo marítimo.

La Pardela Cincenta

La Pardela Cincenta regresaba cada año a Santa Cruz a pasar la temporada de verano, al mismo hotel, a la misma zona. El director del hotel y su empleados la recibían en fila india para saludarla como si se tratara de un huésped famoso. En realidad, lo era, ¿no creeis? Fue nombrada Embajadora Honorífica de Asuntos Exteriores del Concello de Oleiros, se le puso su nombre a una escuela infantil y a unos premios de comunicación  y distintos periódicos locales, nacionales e internacionales se hicieron eco de la noticia.

Los que pudimos conocer a la Pardela Cincenta y verla en acción sabemos que esta historia parece de cuento, pero es real como la vida misma, y siempre formará parte de los bonitos recuerdos de nuestra infancia y juventud y de las historias que contaremos a nuestros hijos.

♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥

Os recordamos que ni éste ni ningún otro contenido de este blog está patrocinado. No aceptamos invitaciones ni patrocinios de guias, hoteles, restaurantes u oficinas de turismo a cambio de una buena crítica.

Pagamos de nuestro bolsillo todos los gastos de nuestros viajes y por ello todas nuestras opiniones son libres y no condicionadas. 

Si te interesa nuestro contenido recuerda que en la parte superior del blog puedes suscribirte a nuestra newsletter para recibir cada uno de nuestros artículos en tu correo electrónico y así no perderte ni uno. 

Si necesitas buscar alojamiento te sugerimos BOOKING, donde encontrarás las mejores ofertas.

Si prefieres la comodidad de un apartamento, no dudes en utilizar AIRBNB. Si además reservas a través de nuestro enlace recibirás 25 € de descuento.

Por último, no olvides que un buen seguro te puede sacar de un importante apuro. Nosotros confiamos nuestros viajes a IATI SEGUROS y nunca nos falla.

⇔ De acuerdo a nuestra política de transparencia, te recordamos que utilizar los enlaces de afiliación no conlleva ningún coste para nuestros lectores, pero para nosotros supone un medio para mantener el blog activo. Te agradecemos su uso y esperamos que te resulten útiles. 

Comparte en tus Redes Sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies para asegurar la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si continúa navegando entenderemos que está de acuerdo con la política de cookies, plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies