A Coruña,  Galicia

A Ponte Maceira: en la lista de los pueblos más bonitos de España

Tan sólo hay cien pueblos en todo el país que tienen el honor de haber sido distinguidos como Pueblos más bonitos de España. Entre ellos ya figura, desde diciembre de 2019, el diminuto A Ponte Maceira, un pequeño conjunto etnográfico situado en la parroquia de Portor, en Negreira (A Coruña)

A Ponte Maceira es la primera localidad coruñesa que se incorpora a esta lista, en la que también figuran otras poblaciones gallegas como la magnífica Mondoñedo en la provincia de Lugo o la ourensana Castro Caldelas.

La verdad es que se lo merece, porque el pueblo es bellísimo y, a pesar de su reducido tamaño, tiene todo aquello que nosotros buscamos en un enclave rural: un entorno bonito, casas de piedra, calles empedradas, un puente centenario, molinos a pie de río, una casona señorial, rutas de senderismo…¿Alguien da más?

A Ponte Maceira, unida al Camino

Al contrario de lo que pudiera parecer, el Camino Francés no finaliza en Santiago, si no que hay una prolongación de éste que los peregrinos siguen hasta alcanzar Fisterra, el «Fin de la Tierra», donde se da por finalizada la peregrinación.

En este camino hacia Fisterra llegamos hasta Negreira, pero unos kilómetros antes cruzaremos una pequeña aldea presidida por un puente monumental: es A Ponte Maceira. En nuestra visita nos encontramos con muchos peregrinos que, ya de tarde, cruzaban el puente para hacer noche en la cercana localidad de Negreira, a 22 kilómetros de Santiago.

Peregrinos cruzando a Ponte Vella, A Ponte Maceira

El conjunto etnográfico de A Ponte Maceira

Insistimos en que A Ponte Maceira es un pueblo, más bien aldea, pequeñito pero muy completo, que nos ofrece varias construcciones interesantes. Entre ellas destaca el Pazo de Baladrón, que es privado. Nosotros encontramos el portón de acceso abierto y, pensando que era una zona de paso, entramos a los jardines y pudimos ver parte del interior de la finca.

Una vez nos dimos cuenta del error, nos dirigimos hacia la salida, pero amablemente nos indicaron que no había problema si queríamos dar una vuelta más.

Pazo de Baladrón y molinos, A Ponte Maceira

Así conseguimos unas cuantas fotos de la zona del palomar, el hórreo y las antiguas perreras. La finca está muy cuidada y puntualmente se celebran eventos, pero no es posible visitarla ya que el pazo es de propiedad privada.

Hórreo y jardines del Pazo de Baladrón, A Ponte Maceira

Justo a los pies del pazo surge otro punto de interés: un conjunto de tres viejos molinos de agua junto al río y la presa, donde se puede observar la fuerza con la que el agua golpea al puente, que ha tenido que ser reforzado en sus cimientos para evitar su derrumbe o deterioro.

Río Tambre en A Ponte Maceira

Hay otras construcciones interesantes como la Capilla de San Brais del siglo XVIII, pero sin duda lo realmente chulo de este pueblo es asomarse a descubrir rincones junto al río y caminar por sus dos escasas callejuelas empedradas, donde encontrarás casonas blasonadas y un típico cruceiro gallego. 

Paseando por el pueblo – A Ponte Maceira

A Ponte Vella, las huellas del peregrino

El protagonista indiscutible del entorno arquitectónico es el espectacular puente de A Ponte Maceira que cruza el río Tambre. Se conoce como Ponte Vella y es uno de los grandes puentes vinculados estrechamente al Camino. Popularmente se dice que es un puente romano, pero ésta es una afirmación que se suele aplicar en Galicia a cualquier obra similar y no es del todo exacta en el caso de este puente.

Los historiadores coinciden en que data del siglo XIV y fue reconstruido en el siglo XVIII, pero ninguno se atreve a negar que su base pueda ser romana. Lo sea o no, es uno de los puentes más bonitos que hemos visto en zona rural, y a eso también contribuye su bucólico entorno. El puente, que consta de siete arcos (el central de forma más apuntada), une las localidades de Ames y Negreira.

Ponte Vella – A Ponte Maceira

⇒ La leyenda. En este escenario se produjo un milagro. Cuando los soldados romanos perseguían a los discípulos de Santiago que habían pedido un lugar digno para enterrar a su maestro decapitado, el puente se vino abajo y fueron engullidos por las aguas del río.

No se nos escapa la similitud con el paso del Mar Rojo por parte del pueblo judío, cuando se abrieron las aguas para permitir la huida de los que se consideraban elegidos de Dios, pero se cerraron para tragar a sus perseguidores.

Cruzando el puente, A Ponte Maceira

Alrededores de A Ponte Maceira, mucho que ver

¿Te hemos dicho ya que A Ponte Maceira es un pueblo chiquito? Se ve en un par de horas paseándolo con tranquilidad, incluido el tiempo que te puede llevar hacer unas cuantas fotos. Sin duda hay que acercarse a conocerlo, pero teniendo en cuenta que la visita merece la pena sobre todo si la combinas con otros atractivos de la zona.

Uno de ellos es la ruta de senderismo A Ponte Maceira, un recorrido circular de 16 kilómetros que puedes consultar aquí. Nosotros no la hicimos por falta de tiempo y porque nos pareció que tiene muchos tramos asfaltados, lo que le resta algo de encanto, pero hacerla completa o parte de ella es una opción a considerar.

A 21 kilómetros y menos de media hora en coche está Santiago de Compostela, una de las ciudades imprescindibles que conocer en Galicia: su increíble casco histórico te dejará sin palabras.

Catedral de Santiago desde el Parque da Alameda

 Dónde alojarse en la zona

No es lo habitual pernoctar en poblaciones tan pequeñas pero, tanto si te gusta el entorno rural como si eres peregrino y quieres darte un capricho en tu última etapa antes de llegar a Fisterra, te sugerimos alojarte en una casa rural para conectar con el ambiente natural.

Puedes consultar las casas rurales en la zona de Negreira AQUÍ. aunque nosotros te recomendamos de primera mano que duermas en Casa Rural Gasamans

Cómo llegar a A Ponte Maceira

Tomando como referencia Santiago de Compostela, en el corazón de la provincia de A Coruña y a poco más de 20 kilometros de distancia de nuestro objetivo, es muy sencillo alcanzar el pueblo en coche.

Tan sólo deberás tomar la AG-56 y posteriormente, en Ames, desviarte a la carretera AC-544 que te llevará hasta el pueblo. Muy cerca del acceso encontrarás una pequeña zona de aparcamiento.


⇔ Te recordamos que ni éste ni ningún otro contenido de este blog está patrocinado. No aceptamos invitaciones ni patrocinios de guías, hoteles, restaurantes u oficinas de turismo a cambio de una buena crítica.

⇔ Pagamos de nuestro bolsillo todos los gastos de nuestros viajes y por ello todas nuestras opiniones son libres y no condicionadas.

⇔ Si te interesa nuestro contenido recuerda que puedes suscribirte a nuestra newsletter en la parte superior del blog para recibir cada uno de nuestros artículos en tu correo electrónico y así no perderte ni uno.

⇔ De acuerdo a nuestra política de transparencia te recordamos que utilizar los enlaces de afiliación no conlleva ningún coste para nuestros lectores, pero para nosotros supone un medio para mantener el blog activo. Te agradecemos su uso y esperamos que te resulten útiles.

Comparte en tus Redes Sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies para asegurar la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si continúa navegando entenderemos que está de acuerdo con la política de cookies, plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies